EL CONFLICTO DE ISRAEL Y PALESTINA

El conflicto entre Israel y el Palestina es muy complejo, desde hace décadas este conflicto ha generado miles y millones de muertos. Pero ¿Cuál es la causa de dicha confrontación?, la respuesta es muy compleja.

Para comprender cualquier conflicto debemos retomar un poco la historia, a finales del siglo XIX en Europa coge fuerza el movimiento ideológico y político denominado sionismo de carácter nacionalista que propuso el establecimiento de un Estado para el pueblo judío, lo cual colocaría fin a milenios de persecución y lógicamente al antisemitismo que recorría el mundo en aquellos años, el cual tuvo su máximo esplendor con el holocausto durante la segunda guerra mundial, pero ¿Dónde querían establecer ese Estado judío? Sobre la mesa habían varias opciones Uganda, Argentina, entre otras, lo que se tiene que saber es que la tradición judía sostiene que la tierra de Israel se encuentra precisamente en el área geográfica conocida como Palestina o tierra santa, entre el mediterráneo y valle del rio jordán, esta extensión territorial de aproximadamente unos 400 kilómetros de largo, es igual de sagrada para los musulmanes y los cristianos establecidos en la misma porción territorial, cuando se empezó a plantear la idea del Estado judío esta zona pertenecía al imperio Otomano e incluso ya existía una comunidad judía mayoritariamente árabe, al término de la primera guerra mundial el imperio Otomano desaparece y la administración de palestina pasa a manos del Reino Unido. En 1917 se expide la Declaración Balfour en la que el Reino Unido se declaraba favorable a la creación de “un hogar nacional judío” en el mandato británico de Palestina, respetando las comunidades no judías existentes en Palestina. En los años 20 y 30 miles de judíos se instalaron en esa región, a los que se sumaron en los años siguientes los que huían del Holocausto, poco después de terminar la segunda guerra mundial, los judíos instalados en la región Palestina eran pocos más de los 600.000, la mitad árabe en aquel momento. Pronto aumentaron las tensiones entre esas dos comunidades, para resolver la situación y buscar una posible convivencia, en 1947 la ONU propuso un plan ¿en que consistía? Sencillo, en la que se crean de dos estados independientes: un Estado Árabe y el otro Estado Judío, Jerusalén tendría un régimen especial, los israelíes aceptaron esa división, pero los árabes no. Lo consideraban una pérdida de su territorio y el plan de la ONU nuca se implementó.  Sin embargo, el 14 de mayo de 1948 el líder judío David Ben-Gurion proclama el establecimiento del Estado de Israel y justo al día después, 5 países árabes vecinos le declaran la guerra, invaden el nuevo estado judío con un objetivo claro su desaparición (guerra árabe-israelí 1948), podemos marcar el comienzo del conflicto árabe-israelí, tras más de un año de batallas, Israel no solo gana la guerra, si no que amplia su territorio y además conquista la parte occidental de Jerusalén. Mientras, Jordania ocupa Cisjordania y Jerusalén Oriental y Egipto se queda con Gaza. Cabe resaltar que esta guerra terminó hace 70 años, pero tuvo dos consecuencias que aún en la actualidad perduran: La primera el gran número de desplazados en ambas comunidades, pero el problema tuvo más afectación con la comunidad árabe que vivían en la zona israelí, mas de 700.000 palestinos tuvieron que salir a otras regiones a este éxodo se le conoce como NAKBA (catástrofe) hoy el número de refugiados asciende a más de 5.000.000 millones. La segunda consecuencia que perdura en la actualidad es la división del territorio Palestino Cisjordania y la Franja de Gaza, en 1956 la crisis del canal de Suez provocó el enfrentamiento de Israel y Egipto después de 9 días las fronteras quedaron inalteradas, esto sólo hasta 1967 donde ocurre la guerra de los 6 días, al culminar esta guerra Israel ocupó Cisjordania, Gaza y la península del Sinaí, la última de esta disputa fue la de Yon-Kippur en 1973 que enfrento a Egipto y Siria contra Israel, la guerra duró 20 días, pero sus consecuencias se alargaron por años y desembocaron en un evento muy importante para la región. En 1978, Egipto se convirtió en el primer país árabe en firmar la paz con Israel, en los acuerdos de Camp David, de esa forma recuperó el Sinaí, pero en cambio renuncio a la Franja de Gaza. Eso fue un punto de inflexión que marcó también la relación de Israel con los otros estados árabes. Aunque solo Jordania llegó a firmar un tratado de paz con el Estado judío. En la actualidad el conflicto quedó concentrado en entre los palestinos e israelíes. Gaza y Cisjordania siguen hasta el día de hoy en parte bajo el control militar israelí y en parte bajo la administración de la autoridad nacional Palestina.

Compartir en
Copyright Hablando Claro © Todos los derechos reservados. | CoverNews por AF themes.
×

Powered by WhatsApp Chat

× Haz tus denuncias aquí