El dólar baja, pero los productos siguen igual de costosos

Por: Adel Lopez Montilla

En Colombia vivimos preocupados para culpar a Petristas, Santistas, Uribistas, Duquistas y de más Istas, cuando el dólar sube o baja.
Pero a ciencia cierta no nos preocupamos por lo verdaderamente relevante, importante y necesario. Cuando el dólar sube de inmediato los especuladores suben los precios a ritmos alarmantes, pero cuando baja como lo estamos celebrando en este momento los precios se mantienen igual, o sea el que baje o suba no genera ningún impacto en los productos y la economía de consumidor primario de manera positiva, siempre negativa.
Es hora que el Gobierno Nacional, los gobiernos departamentales y municipales, también empiecen a controlar el precio de los productos en plazas de mercados, mayoristas, supermercados y tiendas de barrio.

No podemos permitir que la discusión solo se centre en la subida y bajada del dólar con sus respectivos responsables, no podemos dejar que la demanda y oferta sea aprovechada por personas que a costillas de una moneda se llenen los bolsillos especulando y colocando todo caro en la subida y no barato en la bajada.

Si bien es cierto que la economía es cambiante en estos casos en Colombia, cambia para arriba pero muy poco en decadencia.
Pilas pues.

Hablando Claro

Hablando Claro nace como una forma de expresión independiente, donde nadie tiene la última palabra. #HBC 2020 - 2024.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *